Tarta Tatin de manzana

7:00
Bueno me acabo de dar cuenta, de  que no tengo ninguna tarta de manzana en el blog, y eso hay que remediarlo, he de reconocer que me gustan todos los pasteles de manzana, pero la Tarta Tatin me vuelve  loca! Quizás por que las recetas francesas me apasionan, y esta es un clásico del país vecino que hago con mucha frecuencia, y francamente, yo creo que es muy sencilla y no hay que ser ningún maestro repostero para prepararla, os voy a dar dos opciones para la masa, una se prepara con hojaldre de mantequilla para cuando hay prisa, o no estás muy ducho en amasado ;D, y otra versión con una masa casera fácil y muy rica y que además soporta mejor de un día para otro, por que la de hojaldre la recomiendo para consumir en el día ya que se ablanda y pierde el crujiente con el paso de unas  horas.
Otra observación importante es el tipo de manzana que vamos a usar, y yo que soy muy anárquica, por más que recomienden hacerla con reinetas, a mi no me gustan mucho y prefiero unas  Golden deliciosas que sé que el resultado para mi gusto es perfecto, pero tú elige la que prefieras a tu gusto.


INGREDIENTES:
  • 2kg de Manzanas golden
  • 50g de mantequilla 
  • 80g de azúcar Moreno o blanquilla 
  • El zumo de media naranja 
  • El zumo de medio limón 
  • Una lámina de hojaldre de mantequilla 
  • Un huevo para pincelar 

Opción con Masa casera :
  • 250g de harina 
  • 125g de mantequilla fría en dados
  • 60 g de agua  fría 
  • Una pizca de sal 
Para acompañarla :
  • Servir con nata montada en un bol o helado de vainilla 

PREPARACIÓN:
Si vamos a prepararla con masa casera comenzaremos con ella, y si fuera con hojaldre comprado entonces empezaríamos  con las manzanas lo primero, 
Vamos con la masa, mezclaremos en un cuenco la harina con la mantequilla y la sal como si  fuera arena, cuando tengamos esto añadiremos el agua fría y seguimos integrando todo, puedes amasarlo en thermomix introduciendo todos los ingredientes y programando 8”V6 , comprueba que está o  programa algún segundo más, la masa se queda en migas, que debemos unir bien , y después envolver en film y guardar en la nevera una hora al menos, reservamos y preparamos las manzanas, para ello vamos a lavarlas bien, y después las descorazonamos, partimos en cuartos y pelamos, ya peladas, rociamos con el zumo de limón para que no se oxiden y reservamos.
Para preparar esta tarta necesitamos una sartén que se pueda meter después al horno, lo ideal es que no tenga asa, o que se desmonte, así cocinaremos las manzanas en ella y después la hornearemos sin cambiar de recipiente.
Ponemos en la sartén la mantequilla y el azúcar y preparamos un caramelo removiendo y a fuego suave, cuando esté dorado agregaremos el zumo de media naranja y removemos para aligerar el caramelo, y lo dejamos reducir, ya solo falta disponer los cuartos de manzana sin quemarnos,en círculo ajustando bien para que no queden espacios, y la 1ª  capa debemos colocar los cuartos con su cara exterior tocando el fondo de la sartén, el resto no se verá apenas y podemos disponerlas en círculo pero encajadas para que no queden huecos vacíos. Cuando termines de colocarlas dejalas a fuego lento unos minutos, mientras, saca la masa de la nevera estirada con el rodillo dándole forma redonda y cubre con ella la sartén, a su amor, sin estirarla,  remetiendo por los bordes para dejarlos  sellados, pincha con un tenedor y pincela con huevo batido. 
Calienta el horno a 180° e introduce la tarta en el horno, tiene que hornearse hasta dorar, unos 40’ aproximadamente, las manzanas deben quedar tiernas y cocidas en caramelo, deja atemperar antes de demoldar, cubre con un plato y vuélvela como una tortilla, quedarán arriba las manzanas como en la imagen y ya solo falta acompañarla con nata montada o helado de vainilla, lo que más te guste, puedes servirla templada o fría, esta deliciosa de cualquier modo , compártela con buena compañía y a disfrutar ! 


*Sugerencias 
Puedes hacer esta tarta en versión mini individual, queda espectacular la presentacion, también otra opción es hacerla con otra fruta, similar, no demasiado acuosa para mantener el resultado final correcto, por ejemplo peras, melocotón, higos, u otra fruta que no suelte mucho jugo para mantener la textura de la  masa, también te recomiendo que pruebes la masa casera por que aunque es diferente, resulta exquisita también y además no lleva aditivos, la preparas en un momento y es la mejor opción para dejarla hecha con antelación puesto que se mantiene crujiente más tiempo y es ideal para llevar, si no la vuelves hasta el momento de servir.
La opción de servirla con nata es la clásica francesa, y con helado de vainilla le da un punto más fresco, aunque sola sin más, esta deliciosa ya que las manzanas se caramelizan y quedan cremosas y suaves, pero sobre todo muy jugosa. 

Paso a paso :


No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.